PROFECÍA

San Andres 30 11 2021 “¡Qué hermosos los pies de los que anuncian la Buena Noticia del bien! A toda la tierra alcanza su pregón, y hasta los confines del orbe sus palabras” (Rom 10, 15. 18).  San Pablo se hace eco del profeta Isaías: “¡Qué hermosos son sobre los montes los pies del mensajero que proclama la paz, que anuncia la buena noticia, que pregona la justicia, que dice a Sión: «¡Tu Dios reina!» (Isa 52, 7) Es el mejor oficio: anunciar la salvación y la paz.

 

ICONO: LOS PIES CALZADOS CON SANDALIAS

Los pies: Adviento es tiempo de andadura, de anuncio, y los pies del mensajero son los que expanden la buena noticia. Pies ataviados con sandalias, signo de que debemos avanzar confiados, como hijos de Dios, enviados a anunciar el Evangelio de amor divino. Así fue dispuesto por el Señor en las instrucciones a los israelitas, caminar con los pies calzados con sandalias.

PROFECÍA CUMPLIDA

«Yo bautizo con agua; en medio de vosotros hay uno que no conocéis, el que viene detrás de mí, y al que no soy digno de desatar la correa de la sandalia». (Jn 1, 26-27)

CONSIDERACIÓN

La fiesta de un apóstol nos evoca los tiempos inmediatos a la persona de Jesús. San Andrés, hermano de Simón Pedro, es el apóstol que evangelizó a los griegos, hoy es la fiesta del patriarcado ortodoxo y Roma envía un representante: Pedro y Andrés se abrazan como signo de esperanza ecuménica. Ellos escucharon del Maestro: “Les encargó que llevaran para el camino un bastón y nada más, pero ni pan, ni alforja, ni dinero suelto en la faja; que llevasen sandalias” (Mc 6, 8-9)

ADVIENTO REAL

Caminamos hacia la meta. San Pablo nos asegura: “Si profesas con tus labios que Jesús es Señor, y crees con tu corazón que Dios lo resucitó de entre los muertos, serás salvo” (Rom 10, 9). Esta es nuestra esperanza.

ACTITUD RECOMENDADA

Prontitud de espíritu y radicalidad: “Paseando junto al mar de Galilea vio a dos hermanos, a Simón, llamado Pedro, y a Andrés, que estaban echando la red en el mar, pues eran pescadores. Les dijo: «Venid en pos de mí y os haré pescadores de hombres».  Inmediatamente dejaron las redes y lo siguieron” (Mt 4, 18-20).

PROPUESTA

¿Eres consciente de que también depende de ti el anuncio del Evangelio?

© Buenafuente del Sistal 2024   |   Aviso Legal

Síguenos en Youtube:        Instala nuestra App: